viernes, 27 de abril de 2012

HIMNO OFICIAL VII ENCUENTRO MUNDIAL DE FAMILIAS - MILÁN 2012



"Tu familia te da gracias": música y palabras para hacer fiesta al papa

 Una melodía solemne, intensa y conmovedora sostiene un texto profundo, pero fácil de cantar y memorizar, que celebra a la familia y a la Santísima Trinidad. Son las características de "Tu familia te da gracias", el himno litúrgico oficial del VII Encuentro Mundial de las Familias, escrito y musicado por Claudio Burgio, maestro director de la Capilla Musical de la catedral de Milán. 

Grabado por el coro Cara Beltà y por la Orquesta de la Academia Música Sacra, dirigidos por el maestro Diego Montrone, el himno marcará los días del evento, a partir del Congreso Teológico Pastoral hasta la Santa Misa del domingo 3 de junio, celebrada por el papa Benedicto XVI, y será cantado, a cuatro voces, por todos los coros que participarán en la "Fiesta de los Testimonios" y la Misa. Desde la Capilla Musical de la Catedral hasta el Coro La Verdi, la coral de la basílica de San Vittore de Varese, los Cantores Gregorianos de Cremona, se cuenta que en el Aeropuerto de Bresso se exhibirán más de 1.400 cantores, incluídas las voces de las parroquias y de los decanatos de la diócesis de Milán. Las voces serán acompañadas por la Orquesta La Verdi. 

El texto del himno, revisado y aprobado por el cardenal arzobispo de Milán Angelo Scola y por el cardenal Ennio Antonelli, presidente del Consejo Pontificio para la Familia, celebra la Trinidad, también con ocasión de la Fiesta de la Santísima Trinidad que se celebra justo el 3 de junio próximo. La imagen de la Trinidad es expresión de la familia entendida como sujeto de comunión y de relaciones entre padre e hijo. 

Protagonista de la prima estrofa es el Padre: “Te pedimos Padre del hombre por cada familia que nos donas. Contemplamos tu belleza en cada padre y en cada madre”. En el estribillo estallan la fiesta y la gratitud respecto al Señor: “Tu familia te da gracias por todos los dones que le das. Fiesta y trabajo, alegría y fatiga, eres nuestra vida Señor Jesús”. La segunda estrofa habla del hijo: “Te pedimos Cristo Señor. Eres fuente de alegría para la humanidad. Te pedimos por cada familia un trabajo justo y el pan". El Espíritu Santo es celebrado en la tercera parte: "Te pedimos Espíritu Santo. Esta tu Iglesia guía siempre. Te invocamos. Eres nuestra paz, fiesta de vida, alegría plena". La estrofa siguiente afronta el tema de la familia en la prueba: "Te pedimos, en la prueba eres nuestra ayuda. Nos sostienes. Suplicamos fuerza y perdón para tus hijos eres consuelo". 

La última estrofa está dominada por la familia en sentido escatológico: la imagen humana de la familia es proyectada hacia el Reino de Dios. "Te pedimos, venga tu Reino la humana familia ya te espera. En Tí esperamos Hijo Amado, señor Glorioso, nuestra Pascua".







Zenit

No hay comentarios:

Publicar un comentario