jueves, 20 de enero de 2011

ASESINADA EN UNA EMBOSCADA EX SUPERIORA DE LA CONGREGACIÓN DE LAS AGUSTINAS















 “Sor Jeanne Yegmane ha sido asesinada en una emboscada en la carretera. No se ha tratado de un asesinato selectivo", dice a la Agencia Fides Mons. Richard Domba Madiy, Obispo de Doruma-Dungu, en el noreste de República Democrática del Congo, en cuyo territorio fue asesinada el 15 de enero Sor Jeanne Yegmane enfermera y oftalmóloga, ex superiora de la congregación de las "Agustinas" (Orden de San Agustín) de Dungu.



"Los asaltadores han surgido repentinamente de la selva, y han abierto fuego contra los vehículos que pasaban, matando a la hermana Yegmane. Después de parar los coches y saquear a los pasajeros antes de huir, han prendido fuego a los vehículos. En la columna bloqueada había por lo menos un soldado que no ha podido intervenir ", dice Mons. Domba.

"Yo conocía bien a la hermana Yegmane. Había sido la superiora de las Agustinas. Después de la conclusión de su mandato la habían enviado a Kinshasa para especializarse en oftalmología. Estaba muy involucrada en el cuidado de los enfermos. Su muerte es una gran pérdida para la comunidad", declara Mons. Domba. "Sor Jeanne era enfermera oftalmóloga y consultora de la diócesis de Dungu del proyecto patrocinado por CBM Italia Onlus en la ciudad de Isiro. Desde hace meses, trabajaba intensamente para realizar el Centre Ophtalmologique Siloe de Isiro: una clínica que cubrirá un área de unos 2 millones de personas en el distrito del Alto Huele (Congo Oriental) y que será inaugurado oficialmente en mayo", afirma un comunicado enviado a la Agencia Fides .


Sobre la identidad de los asaltadores, no hay confirmaciones pero todo lleva a creer que son guerrilleros del LRA (Ejército de Resistencia del Señor). "Con toda probabilidad, han sido los guerrilleros del LRA, desde hace años actúan en esta área", sostiene el Obispo. "Las autoridades han afirmado que el LRA ha terminado. Pero no es cierto. Todavía hay rebeldes en la selva. El ejército está tratando de proteger a la población, pero la guerrilla ataca rápidamente y luego huyen a la selva. Es muy difícil capturarlos", concluye Mons. Domba.


No hay comentarios:

Publicar un comentario