viernes, 14 de enero de 2011

TENSIÓN EN PAKISTAN ANTE LA MANIFESTACIÓN CONVOCADA PARA HOY CONTRA EL PAPA



















La red islámica "Tehrik-i-Tahaffuz Namoos-i-Risalat” (TTNR, Alianza para defender el honor del Profeta"), ha anunciado para hoy, 14 de enero, después de las oraciones islámicas del viernes, una manifestación nacional de protesta contra el Papa. El objetivo es condenar el llamamiento del Santo Padre por la derogación de la ley sobre la blasfemia, durante el discurso el 10 de enero al Cuerpo diplomático acreditado ante la Santa Sede.


El TTNR es una red de movimientos y partidos radicales islámicos, constituida con motivo de la polemica de Asia Bibi (la primera mujer condenada a muerte por blasfemia) y después de la aparición de un vasto movimiento de la sociedad civil de Pakistán, que pide la salvación para Asia Bibi, el respeto de los derechos humanos y la libertad de conciencia, la abolición o enmienda de la polémica ley sobre la blasfemia, que se utiliza (como en el caso de Asia Bibi) para llevar a cabo venganzas personales.



Según fuentes de la Agencia Fides en la comunidad cristiana en Pakistán, "el peligro y el objetivo de los extremistas islámicos – que hoy han salido abiertamente a la luz en el país - es el de desencadenar una guerra religiosa contra el Papa y contra el cristianismo. Pero confiamos en que el gobierno y las autoridades del estado no permitirán que esto ocurra. Los militantes violentos deben ser detenidos”.


En un clima de creciente tensión e intolerancia, la comunidad cristiana en Pakistán está asustada y preocupada: episodios y actos de intimidación se suceden en la vida cotidiana. Muchos temen que hoy, con motivo de la protesta, se puedan veirificar ataques o agresiones contra personas, lugares o Iglesias cristianas.


“El Papa ha dado voz a la sociedad civil y a las minorías religiosas en Pakistán, penalizadas, discriminadas y reducidas al silencio", explica Peter Jacob, secretario de la Comisión de ‘Justicia y Paz’ de los Obispos de Pakistán. "Hoy estamos viviendo un momento especialmente difícil en el que todos los ciudadanos liberales en Pakistán, puede ser asesinado por los fanáticos. Pero nuestro compromiso pacifico continuará, sin responder a las provocaciones de los grupos fundamentalistas", concluye Jacob

La Comisión ‘Justicia y Paz’ es parte de la red "Ciudadanos por la Democracia”, que ha puesto en marcha una campaña nacional por el respeto a la libertad de conciencia y de religión, por el respeto de la dignidad y de los derechos humanos, por la defensa de la democracia y del Estado de Derecho en Pakistán.


No hay comentarios:

Publicar un comentario