sábado, 18 de diciembre de 2010

ATAQUE VANDÁLICO A SANTUARIO MARIANO EN LA INDIA



















El Santuario Mariano de Nuestra Señora de la Salud en Guntkal, en la Diócesis de Kurnool, en Andhra Pradesh, ha sido atacado por vándalos que han destruido las imágenes y pinturas sagradas. Es lo información que la Agencia Fides ha obtenido de la Conferencia Episcopal de la India, que ha expresado su "preocupación y dolor por los episodios de violencia contra las estructuras, lugares y personas cristianas, que todavía se producen con frecuencia en la India”.


Las imágenes de la Madre de Dios, de San Juan y de María Magdalena han sido desfiguradas y decapitadas. El párroco, el p. Rachumala Prakash Reddy, ha informado de que el pasado 12 de diciembre los fieles que han ido a la iglesia para la misa del domingo han podido comprobar los daños causados por estos vándalos desconocidos. Mons. Anthony Poola, Obispo de Kurnool, deplorando el incidente y confortando al párroco, ha pedido a la comunidad cristiana local - que estaba planeando una manifestación pública de protesta – que no reaccionen y que mantengan la calma para evitar el riesgo de desencadenar una espiral de reacciones violentas por parte de los provocadores que buscan el enfrentamiento interreligioso.


El Obispo ha anunciado que la comunidad se reunirá en oración y celebrará una misa, rezando por la paz y en reparación por los actos de profanación cometidos.

 
Según los cristianos locales, el ataque se puede atribuir a miembros de grupos extremistas hindúes que no ven con buenos ojos la labor de los cristianos en la zona, un hecho común en muchos otros estados de la India.

 
La Iglesia india, ha reiterado que "a pesar de los episodios de violencia y el sufrimiento, los cristianos continuarán rezando y trabajando por la paz y la armonía en el país".

La Iglesia de Nuestra Señora de la Salud fue elevada a la categoría
de Santuario en 1999. Es un lugar de peregrinación y es visitada cada año por miles de personas, católicas y no católicas. 

Fuente: Fides

No hay comentarios:

Publicar un comentario