viernes, 30 de marzo de 2012

EL PAPA ASISTE A LA ÚLTIMA PREDICACIÓN DE CUARESMA DEL P. CANTALAMESA



El Santo Padre Benedicto XVI que llegó ayer por la mañana de Cuba tras concluir su XXIII Viaje apostólico a nuestro continente, en que también visitó México, asistió esta mañana a las 9,00 a la cuarta y última predicación de Cuaresma del P. Raniero Cantalamessa, Predicador de la Casa Pontificia, con los demás miembros de la Curia Romana, en la Capilla “Redemptoris Mater” del Palacio Apostólico. El tema general de las meditaciones cuaresmales se inspira en el pasaje bíblico de los Hebreos: "Acordaos de vuestros jefes e imitad su fe" (Heb13, 7).

Recordamos a nuestros oyentes que la predicación de este año está centrada en los Padres de la Iglesia, maestros de fe. En efecto, en preparación al Año de la fe, convocado por el Santo Padre -del 12 de octubre de este año al 24 de noviembre del próximo- el P. Cantalamessa ha propuesto a la Familia Pontificia redescubrir a los cuatro grandes doctores de la Iglesia oriental: Atanasio, Basilio, Gregorio Nancianceno y Gregorio Niseno, para destacar lo que cada uno de ellos dice a los fieles hoy a propósito del dogma sobre la divinidad de Cristo, el Espíritu Santo, la Trinidad y el conocimiento de Dios.

Al referirse hoy, en esta última predicación, a san Gregorio Niseno y el camino hacia el conocimiento de Dios, el Predicador de la Casa Pontificia aludió a las dos dimensiones de la fe, tal como enseña San Agustín, que distingue entre “las cosas creídas” y el “acto de creer”. Es decir de la llamada “fe objetiva”, y “fe subjetiva”.

En su meditación sobre “Creo en un solo Dios”, el P. Cantalamessa afirmó que nos acercamos a los Padres para renovar nuestra fe en su objeto primario, que es el que se refiere a la palabra “creer” y en base a la cual distinguimos a las personas entre creyentes y no creyentes, es decir en quienes tienen o no fe en la existencia de Dios.

Al preguntarse, “¿quién humilla verdaderamente a la razón?”, el Predicador afirmó que san Gregorio Niseno puede ayudar a los creyentes a profundizar nuestra fe indicando al hombre moderno, que se ha vuelto escéptico, las “cinco vías” de la teología tradicional como camino que los conduzca a Dios. Y recordó que en la cultura actual, secularizada, en nombre de la razón se “postula” la existencia de Dios, mientras los racionalistas niegan también esto.

Se comprende entonces cuán actual es el pensamiento de Gregorio Niseno, que demuestra que la parte más alta de la persona, la razón, no está excluida de la búsqueda de Dios; que no estamos obligados a elegir entre seguir la fe o seguir la inteligencia. Y concluyó con el deseo de que el Señor nos conceda vivir y festejar con Él esta bella y santa Pascua. 












(María Fernanda Bernasconi – RV).

No hay comentarios:

Publicar un comentario