viernes, 4 de noviembre de 2011

ENCUENTRO DE OBISPOS DE IGLESIAS CATÓLICAS DE RITO ORIENTAL EN EUROPA



Los obispos representantes de las catorce Iglesias católicas de rito oriental en Europa dedican las reflexiones de su encuentro anual al tema de la Nueva Evangelización, reunidos en Rumanía, del 3 al 6 de noviembre.


La reunión de Oradea, Rumanía, es de hecho la única ocasión para los obispos grecocatólicos de dialogar sobre este tema, antes de la 13 asamblea del sínodo de los obispos (Roma, octubre 2012), y da fe --después de la asamblea plenaria del Consejo de las Conferencias Episcopales de Europa (CCEE), en Tirana, Albania, del 29 de septiembre al 2 de octubre, y el próximo seminario CCEE de 22 de noviembre en Roma--, de la atención de la Iglesia en Europa a la Nueva Evangelización.


El encuentro, patrocinado por el CCEE, quiere también ser un momento de comunión episcopal y promover el conocimiento en Europa de la riqueza de las diferentes tradiciones orientales del catolicismo europeo.


“Tenemos la conciencia de que las Iglesias católicas de rito oriental en Europa pueden dar una contribución específica a la 13 asamblea del Sínodo de los obispos de 2012”, afirma su beatitud Lucian Mureşan, arzobispo mayor de Fagaras y Alba Iulia de los rumanos, y presidente de la Conferencia Episcopal rumana.


“El encuentro de Oradea es, por tanto, no sólo un momento importante de preparación, sino también de confrontación sobre algunos desafíos, ligados con la capacidad de anunciar el Evangelio de nuestras Iglesias, que en los veinte años transcurridos tras la caída de los regímenes totalitarios, han debido enfrentarse con sociedades que cambian rápidamente en las que la secularización, la emigración y el relativismo han modificado los paradigmas y las modalidades no sólo de pertenencia eclesial y de práctica religiosa, sino también de la transmisión de la fe y del anuncio del Evangelio, e interpelan, por tanto a nuestras Iglesias a un discernimiento comunitario dedicado a encontrar soluciones adaptadas al contexto sociocultural actual”, añade.


“Es necesario, además, tener en cuenta que muchos de nuestros fieles viven en comunidades que se encuentran fuera del contexto nacional donde actuamos. Tenemos el deber y la urgencia de responder a sus necesidades de Cristo allí donde se encuentren, en comunión con las realidades eclesiales en las que se encuentran viviendo”, concluye.


El tema de la Nueva Evangelización se presentará con cinco contribuciones que informarán sobre otros tantos aspectos particulares.


La introducción está a cargo del presidente del Consejo Pontificio para la Promoción de la Nueva Evangelización, monseñor Rino Fisichella.


Siguen las intervenciones de monseñorBoris Gudzik, rector de la Universidad grecocatólica deLviv, Ucrania, sobre las iglesias católicas de rito oriental, veinte años después de la caída de los regímenes totalitarios; la del padre Marko Rupnik, artista de fama mundial, sobre el arte sacro bizantino, en el contexto de la nueva evangelización; y la de Cesare Alzati, docente en la Universidad Católica de Milán, sobre la contribución de las Iglesias católicas de rito oriental en la Nueva Evangelización en Europa.


El último aspecto será presentado por el padre Alexandru Buzalic, docente de teología en la Universidad de Cluj-Napoca, sobre la presencia de los nuevos movimientos católicos en la Europa del Este, y en particular en Rumanía.


Está previsto que a cada ponencia siga un amplio debate dedicado a elaborar una aportación común a la asamblea sinodal de 2012.


En el encuentro, organizado y acogido por monseñorVirgil Bercea, obispo de Oradea-Mare, participan el cardenal Péter Erdő, arzobispo de Esztergom-Budapest y presidente del CCEE; monseñor Cyril Vasil, secretario de la Congregación de las Iglesias Orientales; y el nuncio apostólico en Rumanía y en la República Moldava Francisco Javier Lozano.


Intervinieron antes de las ponencias, este jueves 3 de noviembre, el secretario de Estado para los Asuntos Religiosos del gobierno rumano Adrian Lemeni, el alcalde de Oradea Ilie Bolojan, y el obispo ortodoxo Sofronie, que dirigieron a los participantes su saludo. El encuentro es a puerta cerrada. Los periodistas pudieron presenciar únicamente la sesión de apertura este jueves.


Al CCEE pertenecen como miembros las actuales 33 conferencias episcopales de Europa, representadas por su presidente y los arzobispos de Luxemburgo, del Principado de Mónaco, de Chipre de los Maronitas; el obispo de Chişinău, Moldavia, y el obispo eparquial de Mukachevo.


Lo preside el cardenal Péter Erdő, arzobispo de Esztergom-Budapest, primado de Hungría; los vicepresidentes son el cardenal Angelo Bagnasco, arzobispo de Génova y monseñor Józef Michalik, arzobispo de Przemyśl, Polonia. El secretario general es el padre Duarte da Cunha, de Portugal.


La sede del secretariado está en St. Gallen, Suiza.








Zenit

No hay comentarios:

Publicar un comentario